Páginas vistas en total

martes, 21 de julio de 2009

UNA MIRADA A LA MAGIA NEGRA



Antes de pasar a hablar de las particularidades esenciales de que se constituyen los muchísimos hechizos de magia negra que existen, será menester poder dedicar algún espacio del presente artículo a la correcta dilucidación de algunos detalles. Queremos, mediante esta breve introducción, que el lector tome plena conciencia de qué es lo que hacer este tipo de magia significa. Sea como fuere, tengan por seguro que los hechizos de magia negra no son un juego de niños.
Se trata de invocar poderes supraterrenales para que “hagan” algún daño en nombre nuestro. Como esos poderes con los que uno quiere conectarse son de carácter meramente esencial, uno los llama apelando a los elementos básicos.
Un conjuro es una petición que se la hace a lo poderes con que hemos logrado conectarnos. La gente suele creer (influenciada por ideas románticas) que los conjuros suelen ser en lenguas muertas (latín por ejemplo), pero eso no es necesariamente así. Cierto es que existen conjuros clásicos, pero eso no significa que uno no pueda expresar un conjuro propio. En realidad, bastará con hacer una petición clara y firme; los poderes entienden perfectamente lo que se está pidiendo, no importa la lengua de que se trate.Los hechizos de magia negra constituyen una forma sumamente dañina de poder, sobretodo para con uno mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada